Star Wars: Episodio IX - El ascenso de Skywalker

Hace mucho tiempo en una galaxia muy, muy lejana ¡Los muertos hablan! La galaxia ha escuchado una emisión misteriosa, una amenaza de VENGANZA en la siniestra voz del difunto EMPERADOR PALPATINE. LA GENERAL LEIA ORGANA envía agentes secretos para reunir inteligencia, mientras REY, la última esperanza de los Jedi, entrena para la batalla contra la diabólica PRIMERA ORDEN. Mientras tanto, el Líder Supremo KYLO REN se enfurece en busca del Emperador fantasma, decidido a destruir cualquier amenaza a su poder...

Un año después de los eventos de Los últimos Jedi, tras recibir una transmisión proveniente del difunto Emperador Palpatine clamando venganza, el Líder Supremo Kylo Ren aparece atacando junto con algunas de sus tropas de la Primera Orden y mata despiadadamente a varios de los habitantes del planeta Mustafar en una campaña de búsqueda. Luego de terminar el asalto, Kylo Ren finalmente llega hasta las ruinas del castillo de su difunto abuelo Darth Vader y obtiene un dispositivo secreto llamado Sith Wayfinder, con el cual consigue obtener de este dispositivo unas misteriosas coordenadas que lo llevan hasta el lejano planeta Exegol en las regiones desconocidas de la galaxia, con el objetivo de eliminar al malvado lord Sith, quien supone una gran amenaza a su poder en el futuro.

Al llegar a este lugar, Kylo Ren descubre a un clon de Palpatine muy anciano, ciego y decrépito, quien está conectado a una maquinaria de alta tecnología que lo mantiene con vida, la cual es monitoreada por unos alienígenas de otro mundo. Este afirma que sí murió a manos de Anakin Skywalker en la batalla de Endor en la segunda Estrella de la Muerte, pero que el Lado Oscuro es el camino a muchas de las habilidades ocultas que algunos consideran antinaturales. También revela que creó a Snoke como un títere para controlar la Primera Orden y manipuló todo desde las sombras, oculto en este planeta.

Luego, levanta desde las profundidades del planeta, una poderosa y nueva armada secreta de Destructores Estelares Sith, con la que le ofrece crear un nuevo Imperio, llamado La Orden Final. Este le promete darle a Ren esta poderosa arma y flota de naves, pero a cambio este deberá encontrar a Rey y matarla, ya que ella no es quien todos creen que es realmente. Mientras tanto, la joven Rey continúa su entrenamiento Jedi con la general Leia ejerciendo de maestra, primero hace meditación llamando a los Jedis del pasado y luego recorriendo un circuito de obstáculos, incluyendo una esfera similar a la que utilizó Luke en su entrenamiento inicial. Al final Rey es distraída por visiones del futuro y por la conexión que mantiene con Kylo Ren, y corta un par de árboles, uno de los cuales aprisiona a BB-8, ella lo salva y así termina su entrenamiento, para ir a enfrentar esta nueva amenaza.

Mientras tanto en otra parte de la galaxia, Finn, Poe y Chewbacca recuperan información sobre el descubrimiento de Kylo Ren procedente de un espía anónimo dentro de la Primera Orden,​ la cual es suministrada por un aliado de la Resistencia y posteriormente guardada en la memoria del robot R2-D2. Son emboscados y perseguidos por los cazas estelares TIE, pero escapan haciendo varios saltos a la velocidad de la luz y regresan a la base de La Resistencia ubicada en Ajan Kloss, en el Halcón Milenario el cual presentó graves daños y es reparado. Poe Dameron reúne a la Resistencia para informarla de las últimas informaciones recibidas, la amenaza del surgimiento de una nueva arma y una flota de naves. Después de enterarse de que Palpatine ha regresado para establecer una nueva orden por Poe, Rey descubre notas sobre un artefacto Sith en los textos Jedi que dejó Luke Skywalker como herencia. Rey, Poe, Finn, Chewbacca, BB-8 y C-3PO salen hacia el planeta Passanna a buscar un contacto que Luke conocía, mientras que R2-D2 se queda con Leia.

En el planeta Passanna, el grupo llegan en medio de un festival local y, luego de escapar de los Stormtroopers, son rescatados por Lando Calrissian, quien explica que él y Luke habían rastreado el artefacto hasta su última ubicación conocida en el desierto, luego lo invitan a unirse a la Resistencia pero Lando se niega inicialmente. Kylo se entera de dónde está Rey a través de sus poderes, vínculo de Fuerza y viaja a Passanna con los Caballeros de Ren. Rey y los demás descubren, después de ser absorbidos por arenas movedizas y andar por túneles, los restos de Ochie, un asesino Sith, su nave (que Rey reconoce haberla visto de pequeña en Jakku) y una daga inscrita con texto Sith, que C-3PO entiende pero que su programación le prohíbe traducir, luego son sorprendidos por una serpiente alienígena gigante, la cual Rey domina y luego cura con sus poderes Jedi, la serpiente escapa.

Sintiendo que Kylo está cerca, Rey va a confrontarlo, enfrentándolo sola contra su nave en el desierto, la cual es inhabilitada por el sable de luz de Rey. La Primera Orden captura el Halcón Milenario, a Chewbacca y la daga; Rey, intentando salvar a Chewbacca y tratando de hacerle oposición a Kylo, destruye accidentalmente el transporte de la Primera Orden con un rayo de la Fuerza, creyendo que en él iba Chewie. El grupo escapa en la nave del asesino, suponiendo que Chewie murió en la explosión.

Poe sugiere que se dirijan al planeta Kijimi para extraer el texto Sith de la memoria del droide C-3PO, al llegar se enteran que la Primera Orden los está buscando, ocultándose se encuentran con Zorii Bliss, una vieja amiga de Poe y al alienígena Babu Frik, quienes los ayudan a esconderse y también a resetear al droide C-3PO, aunque en el proceso este último pierde toda su memoria. La traducción de la inscripción Sith proporciona coordenadas a un dispositivo Wayfinder, oculto en una de las lunas de Endor que conduciría al planeta Exegol.

Rey siente que Chewbacca está vivo y el grupo monta una misión de rescate. Mientras Kylo busca a Rey, el grupo se infiltra en su Destructor Estelar con la ayuda de Zorii, quien les da una insignia de la Primera Orden. Kylo inicia un vínculo de la Fuerza, mientras Rey llega a su cámara, y le dice que no le mintió cuando sus padres la vendieron y que estos no eran nadie, pero su historia no estaba completa. Los padres de Rey decidieron ser unos don nadie para ocultarse de una amenaza mayor: Rey es la nieta de Palpatine, y este había ordenado su muerte cuando era niña, temiendo su poder y en lo que se convertiría en el futuro. Rey recupera la daga y tiene visiones del asesino usándola para matar a sus padres. El general Hux descubre al grupo, al rescatarlos de su ejecución y se revela como el espía dentro de la Primera Orden. Les permite escapar en el Halcón, afirmando que no le importa que gane la Resistencia, y que su único deseo es que pierda Kylo Ren. Luego es ejecutado por traición por el general Pryde después de dar el falso reporte del escape de los prisioneros.

El grupo sigue las coordenadas hasta llegar a Endor, donde se encuentran con Jannah, una stormtrooper desertora de la Primera Orden, que los lleva a los restos de la segunda Estrella de la Muerte, destruida durante los acontecimientos de la batalla de Endor y que cayeron sobre el océano tras su destrucción. En eso, Rey localiza el paradero del Sith Wayfinder, pese a la insistencia de Finn de no dejarla ir, pero al tocarlo tiene una visión de sí misma como una Sith y luego tener una corta pelea. Poco después aparece Kylo Ren, luego de que ellos fueran rastreados hasta Endor. En eso Rey le exige a Kylo que le entregue el dispositivo Sith Wayfinder, pero Kylo Ren admite que la única forma de que Rey pueda llegar al planeta Exegol, será por medio de Kylo y rápidamente destruye el dispositivo en mil pedazos, lo cual provoca que Rey se enfurezca y ambos inicien un feroz combate de sables de luz.

Por otro lado, Finn trata de ir a ayudarla, pero Rey en medio de todo el combate empuja a Finn hacia atrás pidiéndole que se aleje, pese a esta acción Finn insiste en ir a ayudarla, sin embargo Jannah le sugiere que no trate de seguirla, debido a las violentas olas que azotan el área y el riesgo de caerse al vacío, por lo que Finn decide dejar de insistir, mientras tanto Ren consigue doblegar a Rey, la cual, preparada para recibir el último golpe de la lucha, pero Leia, quien esta punto de morir, esto a raíz de su exposición a la atmósfera cero del espacio exterior en la entrega anterior, había caído gravemente enferma y llama a Kylo a través de la Fuerza para que regrese, pero en ese mismo instante Rey en un ataque de furia lo desarma y rápidamente lo apuñala con el propio sable de luz de Kylo, solo para que momentos después Leia termine muriendo recostada. Luego de sentir la muerte de Leia y completamente asustada por lo que paso, Rey sana las heridas de Kylo y le pide disculpas por lo que hizo y toma la nave de este último y escapa del lugar. Posteriormente Rey se exilia hasta el planeta Ahch-To, completamente perturbada por su linaje Sith, donde momentos después incinera la nave y trata de lanzar al fuego el sable de luz de Anakin Skywalker, pero el espíritu de Luke Skywalker aparece atrapando el sable de luz y luego le menciona diciendo: "Me parece que el arma de un Jedi merece más respeto" y rápidamente le cuestiona a Rey sobre qué está haciendo, ya que ella está cometiendo exactamente el mismo error que él una vez intentó hacer, debido a que el miedo fue lo que lo mantuvo en Ahch-To y le cuestiona a Rey a qué es a lo que más le teme y ella confiesa que a lo que más teme es a sí misma, ya que en sus visiones se había visto sentada en el trono oscuro de los Sith, pero Luke le menciona que es por ser ella una Palpatine de línea sanguínea y tanto él mismo como Leia lo sabían desde el día que la conocieron.

En ese momento, Rey se queda sorprendida de la revelación y de que Leia, jamás se lo había dicho y que aun así, la entrenó sin decírselo, ya que tanto Leia como Luke, habían visto su verdadero espíritu y su corazón. En ese momento, Luke le menciona a Rey que existen muchas cosas más importantes que la línea de sangre y que confrontar el miedo es el camino de todo Jedi, también le menciona que sino enfrenta a Palpatine, como él lo hizo en su momento con su padre Darth Vader será el fin de todos los Jedi y se perderá la guerra. Luego de esta conversación Luke le pide a Rey que lo acompañe a buscar algo que a Leia le hubiera gustado darle en su momento y resulta ser el antiguo sable de luz de Leia. Entonces el mismo Luke le revela a Rey que cuando Leia lo tenía en su poder, era su última noche entrenando juntos y que ella había visto la muerte de su hijo al final de su camino Jedi y decidió dejarle su sable a Luke y le dijo que un día volvería a ser empuñado otra vez por alguien que terminaría su camino Jedi por ella.

También le menciona a Rey que ahora dentro de ella ahora viven más de mil generaciones de Jedis, pero que esta es su pelea y anima a Rey a llevar ambos sables al planeta Exegol y terminar con todo este conflicto de una vez por todas. Sin embargo Rey le menciona a Luke que no sabe cómo llegar a allí, ya que no consiguió el Sith Wayfinder y destruyó la nave de Kylo, pero Luke le revela todo lo que pueda necesitar es suyo. Luego de ser recapacitada y alentada por Luke en Ahch-To, Rey saca el dispositivo Sith Wayfinder que estaba en posesión de Kylo Ren en los restos del TIE que ella había incinerado recientemente y descubre que se habían creado dos de estos dispositivos. Posteriormente Luke levanta su antiguo X-Wing de las profundidades del océano y se lo entrega a Rey para que pueda ir a Exegol. Mientras tanto, Poe, Finn, Jannah y Chewbacca llegan hasta la base de la Resistencia para informarles a Leia de lo ocurrido previamente, pero desafortunadamente reciben la triste noticia de la muerte de Leia. Al oír esto, el grupo se queda completamente aturdidos por la noticia, siendo Chewbacca el más afectado por ello, quien se tira al suelo a llorar de dolor por la pérdida de Leia. Por otro lado, un Kylo gravemente herido por la batalla contra Rey, recibe la visita del espíritu su padre Han Solo y conversan brevemente, en donde Han le pide a su hijo que vuelva a casa, sin embargo Kylo le responde que ya es demasiado tarde, ya que su madre se ha ido, sin embargo Han le menciona que a pesar de que Leia murió, todo por lo que ella siempre creyó y por lo que siempre peleo, aun no se ha ido del todo, en eso Kylo le menciona a su padre que sabe lo que tiene que hacer, pero no sabe si tendrá la fuerza para hacerlo y Han simplemente le responde que siempre la ha tenido, finalmente Kylo ya recapacitado de sus errores pasados le pide disculpas a su padre por todo lo que había hecho en el pasado. Posteriormente ya redimido de todos sus actos, este inmediatamente arroja su sable de luz de plasma hacia el océano y reclama su verdadera identidad como Ben Solo.

Mientras tanto, Rey llega al planeta Exegol y transmite su ubicación a la Resistencia para el ataque final. Ella se enfrenta a Palpatine, quien está rodeado de los Caballeros de Ren y una multitud de leales Sith. Palpatine revela a Rey que siempre la quiso viva, ya que es su heredera, y le exige que lo mate como sacrificio, así su espíritu se transferirá a ella, fundiéndose ambos en una poderosa Sith y convertirse en la emperatriz del nuevo Imperio, amenazando a Rey con la muerte de sus amigos y aliados, Rey accede para protegerlos y Palpatine pone en marcha el ritual Sith, ella se siente envuelta por el poder del Lado Oscuro de la Fuerza que emana de Palpatine, pero cuando estaba a punto de darle el golpe final, Rey percibe la presencia de Ben el cual había llegado al planeta Exegol para ayudarla, luchando en ese momento contra sus antiguos caballeros, Rey mediante su vínculo le entrega el sable de luz de Anakin Skywalker, mientras ella se queda con el de Leia. Luego, Ben vence a los Caballeros de Ren y Rey vence a los guardianes de Palpatine.

La Resistencia se involucra en la batalla contra la flota de Palpatine, pero son ampliamente superados, hasta que llegan Lando, Chewie y el Halcón y una multitud de refuerzos provenientes de toda la Galaxia, incluyendo al antiguo piloto rebelde Wedge Antilles, quien sirve de artillero del Halcón. Palpatine descubre que Rey y Ben forman una Díada en la Fuerza, debido a su poderoso vínculo y usa la Fuerza para absorber la esencia vital de ambos, para así restaurar sus poderes y rejuvenecerse. Luego incapacita a Ben lanzándolo lejos y ataca a la flota de la Resistencia con un gran rayo de la Fuerza.

Una debilitada Rey oye las voces de los Jedis del pasado: Anakin Skywalker, Obi-Wan Kenobi, Yoda, Qui-Gon Jinn, Plo Koon, Ki-Adi Mundi, Mace Windu, Ahsoka Tano, Stass Allie, Kit Fisto, Luminara Unduli, Adi Gallia, Shaak Ti, Coleman Trebor, Kanan Jarrus y Aayla Secura, los cuales comienzan a animar a Rey a levantarse contra Palpatine, a medida que ella se reincorpora por las voces de los Jedis del pasado, finalmente escucha la voz de Luke diciéndole: "Rey, la Fuerza estará contigo, siempre" , hasta que atrae el sable de luz de Leia hacia su mano para encarar una vez más a Palpatine, quien la ataca con sus Rayos de la Fuerza. Sin embargo Rey desvía los rayos con el sable de luz, pero a medida que el ataque se intensifica, Palpatine le menciona a Rey que ella es una miserable carroñera y no es rival para el poder que hay en él ahora. Inclusive le recalca diciendo: "Yo soy todos los Sith", pero Rey lejos de rendirse atrae el sable de luz de Anakin Skywalker a su mano izquierda y le responde a Palpatine en tono desafiante diciendo: "Y yo, soy todos los Jedis", y cruza los dos sables de luz y comienza a regresarle el ataque de vuelta a Palpatine y consigue destruir, desintegrar y eliminar a Palpatine para siempre, junto con todos los seguidores Sith del emperador, que mueren al ser aplastados por unas estatuas. Pero poco después de lograrlo, Rey cae agotada al suelo y muere por la energía utilizada. Sin embargo, Ben se recupera y la resucita usando la Fuerza y los dos se besan románticamente. Poco después Ben muere y se convierte en uno con la Fuerza, al mismo tiempo que el cuerpo de la difunta Leia.

Con la Orden Final destruida y todas las naves cayendo al suelo en ruinas, Rey, la Resistencia y la flota galáctica salen victoriosos y dejan Exegol para regresar a Ajan Kloss. Otros destructores en otros planetas de la galaxia como Bespin, Jakku y la luna forestal de Endor también caen, indicando la caída de la Primera Orden. Un tiempo después mientras la galaxia celebra la caída de la Primera Orden, Rey visita la antigua granja de los Lars en el planeta Tatooine, donde Luke fue criado en su momento y también por ser el planeta natal del padre de este, Anakin Skywalker. Una vez ahí esta se queda observando pensativa el lugar de crianza de Luke y posteriormente entierra los dos sables de los hermanos Skywalker en la arena para honrar la memoria de sus difuntos maestros y luego se muestra que ella ha construido su propio sable de luz, que tiene un filo de luz dorado usando como base su antiguo báculo que cargaba desde el planeta Jakku. En ese instante una mujer local se aparece en el lugar y le pregunta su nombre, ya que no ha vivido nadie en la antigua casa de los Lars desde hace mucho tiempo y Rey tras observar los espíritus sonrientes de sus mentores Luke y Leia a la luz del atardecer de los soles gemelos de Tatooine, le responde que su nombre es Rey Skywalker, posteriormente ella junto con BB-8 se quedan observando el hermoso atardecer de los soles gemelos del planeta mientras sonríe de felicidad y ahora con un gran camino que le espera por delante.

Star Wars: Episodio IX - El ascenso de Skywalker - Película