Dragon Ball Z: La fusión de Goku y Vegeta

En el Otro Mundo, un oni adolescente vigila una máquina de limpieza de espíritus y el fuerte volumen de su walkman le distrae haciendo que la máquina explote. El oni es engullido por la esencia espiritual maligna liberada y se transforma en un enorme monstruo infantil con habilidades de manipulación dimensional. Como resultado, los difuntos resucitan y regresan al mundo de los vivos, mientras que en el más allá, los espíritus que pudieron conservar sus cuerpos los pierden.

Goku y Paikuhan están luchando en un torneo cuando son interrumpidos por la aparición de una extraña sustancia parecida al cristal y son enviados a investigar la perturbación por el Gran Kaiosama. Descubren que la "estación de registro" de la otra vida está encerrada en una barrera de cristal que también es inmune a sus ráfagas de energía. Desde el interior de la estación, el Gran Rey Enma, su ayudante atrapado, les dirige hacia el monstruo Janemba, que se niega a abandonar la barrera. Goku atrae a Janemba al infierno mientras Paikuhan trabaja para liberar al Gran Rey Enma.

Mientras tanto, la Tierra es asediada por una serie de zombis y soldados y un ejército de villanos del pasado liderados por Frieza que atacan una ciudad hasta que Gohan y Videl intervienen y el primero lo destruye haciendo que los villanos se dispersen. Goten y Trunks reúnen las Dragón Balls, invocan al dragón Shenlong y le piden que reconstruya la barrera entre los vivos y los muertos, pero es incapaz de hacerlo. En el Infierno, Janemba utiliza sus poderes poco ortodoxos para superar a Goku hasta que éste se transforma en Super Saiyajin 3 y aparentemente mata al monstruo, que simplemente se transforma en una forma mucho más pequeña aunque más poderosa y siniestra. Goku se ve abrumado por Janemba pero Vegeta ha recuperado su cuerpo físico y llega a tiempo para ayudar. Sin embargo, los dos saiyajin siguen sin ser rivales para Janemba y se ven obligados a esconderse. Goku propone utilizar la Técnica de la Fusión, pero Vegeta por su orgullo se niega a fusionarse con Goku.