Querida, encogí a los niños

Mientras tiene problemas en casa con su esposa, el inventor Wayne Szalinski (Rick Moranis) ha creado un rayo electromagnético reductor, con el que sólo consigue hacer que las cosas exploten. Cuando Wayne está ausente de casa, el hijo de su vecino, Ron Thompson (Jared Rushton), lanza con fuerza una pelota de béisbol colándola en la ventana del ático del inventor, y activando la máquina del rayo reductor. Ron y su hermano mayor, Russel (Thomas Wilson Brown) y los hijos de Wayne, Amy (Amy O'Neill) y Nick (Robert Oliveri), suben al desván para recuperar la pelota. Pero casualmente, la pelota ha quedado atrapada en la máquina bloqueando uno de los componentes del láser, dejando así la liberación de energía justa y suficiente para reducir las cosas en vez de hacerlas estallar, encogiendo a los chicos y a un sofá cercano.

Wayne llega a casa y justamente la mascota de la familia Szalinski trata de avisarle lo que paso con los chicos, por lo que el comienza a gritar por sus hijos, nick escucha la voz de su padre y dice que el los regresara a la normalidad por lo que los chicos toman el sofá y lo llevan cerca de la puerta, la máquina se activa y justo antes de que wayne entre a la habitación la pelota cae y apaga la máquina. Los chicos, tratan de llamar la atención del inventor, pero debido al pequeño tamaño de ellos, este no puede oírles. Tras el fracaso en la conferencia, Wayne rompe la máquina y la tira a una bolsa de basura, sin darse cuenta de que ha barrido junto a ellos a los niños. Quark, el perro de Wayne, trata de avisar a su dueño de que la máquina ha encogido a los niños, por lo que le lleva al desván, pero cuando el cae en la cuenta, ya es demasiado tarde, pues los niños, están en una bolsa de basura que, a su vez, está en el jardín. Tras una gran aventura, los niños logran llegar a su casa, gracias a Quark, que sale en su busca. Agarrados de los pelos del perro, Nicky, Amy, Ron y Russell Jr. llegan a la casa de los Szalinski. Mientras Wayne desayuna unos cereales, Quark, se sube a la mesa y, debido a la fuerza, Nicky se suelta, cayendo en el tazón de cereales. Quark, pone su hocico en la mesa para Que Amy, Ron y Russel jr. bajen hasta la mesa y avisar a Wayne de que Nicky está en el tazón.